sábado, 22 de enero de 2011

Brasil I

Desde hace mucho tiempo tengo ganas de escribir algo sobre el Brasil, al fin y al cabo es un país de mis entrañas y los últimos tres años he pasado al menos un par de días allá. En el período vacacional 2010-2011 estuve 34 días en ese país gigantesco con dos propósitos: descansar e investigar.Esa manía periodística me hizo hacer muchas preguntas comparar con anteriores visitas y pensar en qué es Brasil, cómo es esa tierra vecina que nos aparece tan lejana, quiénes son los brasileros, cuáles son sus sueños, sus problemas, sus soluciones. Entonces me senté en el computador a pensar qué era la primera pregunta que debería responder y un amigo, Andrés Montaño, me sugirió que escribiera sobre los imaginarios, los estereotipos.

Claro, cómo no se me había ocurrido antes. Los colombianos llevamos un estigma internacional casi imposible de limpiar, cuando uno revela su nacionalidad la gente sin aspavientos hace un comentario con las drogas ilícitas. Algunos más versados, y más gays, piensan después de un instante en Shakira. Y si uno piensa en Brasil ¿qué se le viene a la cabeza?

Hice un sondeo en mis redes sociales y las respuestas más votadas fueron personas bonitas, playas, Rio de Janeiro, sexo, carnaval, samba, fútbol, fríjol, caipirinhas, el Cristo Redentor y garotas. Una curiosa mezcla de lo que Brasil ha vendido, en un grupo podríamos unir sexo, playas, Rio de Janeiro, carnaval, garotas y la estatua del Corcovado; en otro el fríjol y las caipirinhas y por último el fútbol. Sí, todo eso es un poco de Brasil.

Comenzaré por el carnaval y Rio de Janeiro, porque claro uno piensa en carnaval y se imagina la Avenida Sapucaí llena de gente en las arquibancadas, una impresionante batucada y carruajes, plumas, sambistas, pasistas. Resulta que el carnaval de Rio aunque impresionante y majestuoso puede no ser el más importante de Brasil, en Salvador por ejemplo se reúnen los principales artistas a tocar música contemporánea para millones de personas que corren atrás de tractomulas llenas de sonido. Para quienes no saben, el carnaval de Salvador es el fin de semana más rentable para una ciudad (Guiness Record y todo) pues de viernes a miércoles la ciudad recibe más de USD$300 millones en ganancias. El carnaval de Recife tiene el famoso Galo da Madrugada, la mayor congregación fiestera del mundo (también Guiness Record) con más de 1.7 millones de personas reunidas el sábado de carnaval para celebrar la llegada de la fiesta y bailar a ritmo de frevo. Es posible que usted tampoco sepa que en Sao Paulo las entradas al sambódromo son más rentables para el fisco que en Rio de Janeiro.

Lo de la gente bonita, bueno, sí, las personas que viven en los litorales tórridos tienden a ser más bonitas, sus cuerpos reflejan la mezcla de pueblos, los cuerpos están bronceados y cuidados. En Brasil unos 140 millones de personas viven a menos de 100 kilómetros de playas tropicales, sí, es posible que haya mucha gente bonita. Y la hay. También, está la realidad de un país que se americanizó muy rápido en los últimos 20 años y que sufre las consecuencias de una juventud sedentaria y grandes cantidades de comida chatarra. De acuerdo con un informe del Ministerio de la Salud publicado por la revista Veja en 2020 uno de cada 3 brasileros será obeso. No estoy diciendo que la belleza esté en la extrema delgadez más bien en los cuerpos sanos y un cuerpo obeso jamás se verá bonito ni sano. El problema de la obesidad es tal que el Metro de Sao Paulo instaló en todos sus trenes sillas especiales para obesos y los estadios para los mundiales también tendrán hasta un 10% de su silletería de doble tamaño (una silla estándar tiene 45 centímetros de ancho, las de obeso 90).

Fútbol, bueno, aquí sí no hay dudas, Brasil es el país del mundo con el mayor número de ligas, equipos y jugadores de fútbol, es el país que más veces ha ganado la copa mundial de la FIFA, más veces ha ganado la Copa América, aunque en su haber no tiene una medalla de oro olímpica. En Brasil cada estado tiene su organización de fútbol con dos o tres divisiones donde juegan los equipos locales, por ejemplo en el fútbol paulista se enfrentan equipos como Sao Paulo, Corinthians, Palmeiras y Campinas. El fútbol regional está ligado pero no preso por el fútbol nacional, en el campeonato brasilero hay 5 divisiones y en la primera juegan los mejores equipos. Para los equipos es muy simple subir y bajar de división y eso no hace amainar los ánimos de los hinchas, el Santa Cruz de Recife lleva varios años en la cuarta división y todos los domingos llena el Arruda con 66.000 espectadores gritando por su equipo. Cómo hablar de fútbol sin hinchas, Flamengo, Sao Paulo, Corinthians, Fluminense, Vasco da Gama, Santos, Gremio, Cruceiro y otros tienen más de un millón de fanáticos afiliados y reciben cientos de regalías por las ventas de artículos oficiales, entradas a estadios y publicidad.

Nos queda fríjol y caipirinhas. No hay mucho que decir, así como para los boyacenses la comida más importante es la papa y para casi todos los colombianos es el arroz, en Brasil todo se come o se acompaña con fríjol, cuando la renta no da para comer mucho entonces se como sólo fríjol. La caipirinha es más complicada porque uno casi nunca ve brasileros tomando caipirinhas, he visto tomar cachaza pura en casi todos los lugares pero sólo una pequeña élite se conforma con el dulce sabor de la caipirinha. Tal vez en esto me equivoque.

Por último quiero hacer una mención a Rio de Janeiro, la ciudad maravillosa, porque sí, es bella y electrizante pero si conoce Brasil haga un esfuerzo por visitar Salvador, Recife, Manaos, Sao Paulo, Brasilia, Florianópolis y Cuiabá. Es sólo para que descubra un Brasil que no está en función de los turistas.

Y a usted ¿qué se le viene a la cabeza cuando piensa en Brasil?

4 comentarios:

  1. Una forma diferente de ir conociendo Brasil y de aprender a conocer otra cultura. Siempre me ha gustado Brasil, algún día lo conoceré y tendré en cuenta tus sugerencias para pasarla más rico!!!
    Posdata: me gustó mucho el relato!!!

    ResponderEliminar
  2. Hace unos meses pensaba en lo mismo que describiste en el tercer párrafo... las cosas han cambiado, ahora pienso en Rodrigo bronceándose en cuanta playa encuentre.

    ResponderEliminar
  3. Tienes razón, ahora pienso en cuantas fotos #ElbayabuyibaStyle podrían salir lol

    ResponderEliminar
  4. Rodrigo, perdón por mi español tan malo. Que bueno que estás a descubrir Brasil. Tanto nosotros brasileños cuanto los otros países de latino américa necesitamos mezclarmos más unos con los otros para descubrirmos más lo que nos une. A mi siempre me gustó mucho la cultura, la música, las películas de los latinos de lengua española, mas poca gente de brasil tiene la oportunidad de conocer el mismo que yo y también poco se sabe acerca de Brasil, fuera el fútbol e el Carnaval. Tenemos tanto más en comun... Muy buena su postaje!

    ResponderEliminar