jueves, 15 de enero de 2009

Llegó el final

Todo en la vida tiene un ciclo de existencia, incluso los círculos empiezan donde se hace el primer trazo de la curva y terminan cuando se cierra la línea. En este caso mi relación llegó a un sano final. Fueron poco más de 5 meses. Tiempo suficiente para llegar a conocer casi todas las facciones de esa persona especial que me acompañó. Sin embargo hubo dos cosas que no conocí y que terminaron por terminar el noviazgo: por un lado, nunca estuve seguro de lo que pensaba, es decir, yo podía avidinar qué iba a hacer o qué iba a decir, pero nunca supe qué sentía por mi, por lo nuestro; por otro, nuestra relación nunca tuvo conflicto, todo era "perfecto" y la perfección cansa.

Cansancio, eso sentíamos los dos y por eso dijimos adiós. Tal vez, como dicen en Vicky Cristina Barcelona, yo amaba pero ya no estaba enamorado. Miles de buenos recuerdos quedaron, seguro los dos aprendimos algo más de la vida. Ahora es tiempo de sacarnos de nuestras vidas (no estoy diciendo que no podamos ser amigos, simplemente tenemos que acostumbrarnos a que no nos tenemos 24/7) y que nuestra vida tiene que buscar nuevos rumbos.

Me quedaron como los más vivos recuerdos de estos cinco meses, las boletas de los dos conciertos a los que fuimos y una lata donde venían Chips Ahoy...

1 comentario:

  1. Vaya... los rompimientos pasan pero es raro que alguien los publike... buena suerte con eso.

    Pdt: k cruel, tenia k romper antes k pudiera conocerla, ud sabe la curiosidad k tenia xD

    ResponderEliminar